Sedentarismo
Spento

¿Un pueblo de sedentarios?

En España tres de cada ocho personas se declaran sedentarias en su tiempo libre.

Según la Encuesta Europea de Salud en España (EESE) del 2020 el 36,4% de la población afirma que no hace ejercicio y que ocupa su tiempo de ocio de forma casi completamente sedentaria.

El sedentarismo está más extendido entre las mujeres (55,5%) que entre los hombres (44,5%). La diferencia por sexo desaparece en los grupos de edad intermedia (entre los 45 y los 64 años apenas existe) para reaparecer entre los de mayor edad. Las estadísticas confirman que el sedentarismo aumenta con la edad, con patrones diferentes para hombres y para mujeres.

Como en otros países europeos, la tendencia al sedentarismo está correlacionada con los grandes cambios del trabajo y de la organización de las ciudades: desarrollo de la automatización, depreciación social del trabajo manual, aumento del transporte motorizado, reducción de los espacios y la seguridad para los peatones y los ciclistas y, no menos importante, una contracción cada vez mayor de los espacios para el juego libre de los niños, los modelos parentales y el peso atribuido a la actividad motora en la escuela.

Por desgracia, aunque la estrecha relación entre actividad física y salud es bien conocida y está ampliamente demostrada, esta condición de mayor o menor sedentarismo es común a toda la población europea.

Además, otro aspecto importante y reciente fue el descenso de la actividad física debido al confinamiento domiciliario causado por la covid-19. Según un estudio realizado por la Sociedad Española de Obesidad (SEEDO), más de la mitad de la población en España declaró pasarse más de 5 horas sentada a lo largo del día y el 44% declaró haber aumentado de peso.

SABÍAS QUE...

La inactividad física es el cuarto factor más importante de riesgo general de muerte y el responsable del 6% de las muertes de todo el mundo y del 5-10% en Europa, con distinto impacto en los diferentes países. Cada año en Europa se pierden 8 millones de años de vida a causa de una actividad física insuficiente, y un millón de muertes están atribuidas a la inactividad física.

Spento